1.800 oportunidades recorren las calles de Medellín

  • La tropa de Sapiencia recorre la ciudad con 1.800 becas para estudiar una tecnología en las Instituciones de Educación Superior del Municipio de Medellín.
  • En próximos días visitaremos las comunas 4, 8 y 13 y los corregimientos de San Cristóbal, San Sebastián de Palmitas, Altavista, San Antonio de Prado y Santa Elena.

Las comunas de Medellín están llenas de contrastes: calles angostas llenas de gente y bullicio; carros y motos que suben y bajan de las laderas y vistas panorámicas memorables. Todo en medio de necesidades y desigualdades innegables que la Alcaldía de Medellín se ha propuesto combatir con educación.

Por eso esta semana un equipo de la Agencia de Educación Superior de Medellín – Sapiencia, empezó a recorrer las comunas y corregimientos de la ciudad para invitar a los jóvenes a que se inscriban en la segunda convocatoria del programa Becas Tecnologías Alcaldía de Medellín.

Esta vez, los jóvenes podrán acceder a 1.800 becas para estudiar uno de los 26 programas que hacen parte de la oferta académica de las tres instituciones de educación superior del municipio de Medellín: el Instituto Tecnológico Metropolitano -ITM-, el Colegio Mayor de Antioquia y la Institución Universitaria Pascual Bravo.

Esta fiesta de la educación superior que beneficiará a jóvenes de 10 comunas y 5 corregimientos de la ciudad, empezó el 6 de septiembre en Manrique, donde el alcalde Federico Gutiérrez, la directora de Sapiencia María Clara Ramírez, los tres rectores de las instituciones de educación superior y decenas de estudiantes, dieron apertura oficial al periodo de inscripciones que irá hasta el 4 de octubre.

Ese día también se abrieron galletas de la fortuna con mensajes de buen augurio para los jóvenes en un clima de alegría y esperanza. “Con las becas vamos a disminuir la brecha en el acceso a la educación superior de la ciudad. Una persona estudiando es una apuesta al futuro y una vida que se aleja de la criminalidad”, dijo ese día el Alcalde de Medellín. Palabras que calaron hondo entre los protagonistas de esta historia: los jóvenes que pronto serán bachilleres.

Durante la primera semana Sapiencia recorrió 3 comunas: Popular, Santa Cruz y Manrique, llevando la información de la convocatoria a calles, colegios y parques. Juan Esteban Correa, estudiante de la Institución Educativa La Candelaria, de Santo Domingo Savio, fue uno de los jóvenes que se mostraron inquietos durante la presentación de las becas.

“Me interesaron mucho estas becas de la Alcaldía ya que representan una buena oportunidad para que los estudiantes de grado 11 podamos acceder a la educación superior y tener mayores posibilidades en un futuro”, dijo.

Opinión que compartió Giovanny Holguín, docente de la Institución Educativa San Lorenzo de Aburrá, de Manrique, quien también fue beneficiario de un fondo de Sapiencia para estudiar su maestría. “Estoy muy feliz con su visita porque les puedo decir a los jóvenes que las becas de tecnologías son excepcionales, son una gran ayuda para alguien que no cuente con los recursos y desee estudiar”, comentó al final de una charla con integrantes de la tropa.

Algo indudable es que la oportunidad de acceder a una beca ilusiona, invita a soñar. Daniela Campiño, personera de la Institución Educativa Las Nieves, de Manrique, se mostró entusiasmada con la visita de Sapiencia a su colegio.

“Estas oportunidades me llenan de ánimo para seguir adelante porque no cuento con los recursos suficientes para ingresar a una educación superior. Estas son oportunidades que me presta la vida porque ha sido un año muy difícil, pues como muchos jóvenes no sabía que iba a pasar con mi vida después de salir del colegio”, comentó.

Aunque todavía queda mucho camino por recorrer, las cifras ilusionan. En tres días de recorrido la tropa barrial de Sapiencia visitó 23 instituciones educativas logrando un total de mil inscritos, número que seguramente aumentará con el pasar de los días. Una cifra que demuestra el entusiasmo de los jóvenes por salir adelante y alcanzar sus sueños.

Un joven que estudia tiene la posibilidad de cambiar su vida, la de su familia y la de su comunidad. Al final de cada día no importa la distancia que haya de la meta, sino cada paso que se da. En este caso aplica la frase del primer hombre que llegó a la luna: es un pequeño paso para un hombre, pero un gran paso para la humanidad.

Recommended Posts
lanzamiento_becas_tecnologiasnoticia-exposapiencia